Lunes 20 de Agosto, 11:23 hs
DE FRANCIA A FORMOSA: EL COMPROMISO Y LAS GANAS DE AYUDAR NO TIENEN FRONTERAS

Jóvenes Boys Scouts franceses armaron proyecto y se vinieron para el Circuito Cinco

Los tres jóvenes llegaron a la zona norte de la ciudad donde, durante un mes, colaboraron con la transformación y armado de un Centro, en la comunidad de Belén en el barrio Eva Perón, que ayudará a niños en situación de calle o con problemas de adicción.

Charlotte, Alice e Hilaire decidieron acortar distancias, recorrieron 11.465 km para llegar a nuestro país, luego de más de 14 horas de vuelo pisaron suelo formoseño y durante un mes se sumaron a un proyecto que hoy ya es casi una realidad.

Presentes en estudios de Radio La Voz nos contaron la serie de actividades que llevaron adelante durante estos días, y lo que se llevan de esta visita, para ellos parte de una experiencia enriquecedora.

 

“Vinimos a ayudar a una Asociación en Circuito Cinco que se llama Formo Ser. Esta es una asociación de microcrédito que ha empezado un proyecto en el Centro Belén para transformar este lugar en un Centro de Acogida para los chicos en situación de calle o con problemas de adicción”.

 

Este lugar será un espacio de contención, al cual se encuentran dando los últimos retoques, para que luego  en este Centro, ubicado junto a la Capilla de Belén, estos chicos del barrio puedan encontrar refugio.

 

“Somos scouts. En Francia tenemos la oportunidad, entre los 18 y 21 años, de hacer un proyecto solidario en todo el mundo. Nosotros hemos elegido venir a la Argentina. Después encontramos a otros franceses que ya habían venido a Formosa hace un año y se quedaron un año con la misma asociación. Fueron ellos los que nos propusieron venir hasta aquí para continuar con este proyecto para poder aportar y brindar nuestra ayuda también”.

 

Es la primera vez que los tres adolescentes vienen a la Argentina. Este viernes estarían partiendo nuevamente para su país, pero según relataban a este medio, se llevan gratos recuerdos.

 

“Por el momento no sabemos si vamos a volver, sí tenemos un pequeño proyecto de que scouts de Argentina puedan ir a Francia. Vamos a ayudar a dos o tres chicos para que puedan ir como parte de un intercambio. Nos llevamos el recuerdo de la gente, de su calidez, hemos visto y nos hemos reunido con chicos del barrio, organizamos actividades con ellos, el sábado fuimos con unos 70 chicos a Guaycolec”.

 

“Hay cosas que son muy diferentes entre ambos países. Acá, por ejemplo, hay mucho espacio que en Francia no hay. El paisaje, los colores, la gente que es muy amable, son cosas que además vemos y nos gustan. Lo que vemos que no es tan positivo es la manera de gestionar la naturaleza, que es muy diferente, vemos mucha basura en las calles, y creemos que hay mucho por hacer en este sentido. Teniendo una naturaleza tan privilegiada falta trabajar el cuidado al medioambiente”.

 

Sobre el final nos contaban que el Francia ser boys scouts es formar parte de una gran familia y es como una gran escuela. Pueden empezar a los 6 o 7 años y crecer dentro de ese ámbito donde se aprenden valores, respeto, reglas de convivencia con la gente y con la naturaleza.

 

Todo esto, además del armado de proyectos como este que les ha permitido llegar hasta Formosa. Un hermoso trabajo, con cuotas de amor y compromiso. Ellos desde tan lejos se brindaron de lleno a este proyecto. Un ejemplo que esperamos cale en quienes formamos parte de la sociedad formoseña.

 

FOTOS DE LA EXCURSIÓN REALIZADA A GUAYCOLEC JUNTO A LOS ALUMNOS DE CATEQUESIS DE LA CAPILLA DE BELÉN:

 

 

 

 

 

 

Galería de fotos
1
0

Valorar esta noticia

100% Satisfacción
0% Esperanza
0% Bronca
0% Tristeza
0% Incertidumbre
0% Indiferencia
Comentarios