#LAVOZDELMUNDO #CORONAVIRUSYMUERTES #UNAFÁBRICAQUECRECE

Fabricante de ataúdes septuplicó sus ventas en Nicaragua durante la pandemia de coronavirus

Un taller que fabrica ataúdes en Managua septuplicó sus ventas entre mediados de marzo y mediados de junio pasado, y duplicó su personal ante el incremento de la demanda, en medio de la pandemia del coronavirus.
jueves, 2 de julio de 2020 · 10:12

Antes de que ingresara a Nicaragua la Covid-19, el fabricante vendía un promedio de tres féretros por semana, dijo a la agencia EFE Bladimir, el seudónimo con el que prefiere ser identificado uno de los encargados del taller para "evitar rencillas" con las autoridades, que minimizan la pandemia.

"En los últimos tres meses podíamos vender de 18 a 21 ataúdes a la semana", afirmó.

El aumento en la demanda de ataúdes hizo que ese taller, que ofrece además el servicio de funeraria, duplicara su personal, hasta contar con 12 personas.

El taller ha tenido su pico más alto de elaboración y de ventas de ataúdes entre mediados de marzo y mediados de junio pasados, pero en las últimas dos semanas han retornado al promedio normal de tres, indicó Bladimir.

"Actualmente estamos vendiendo tres ataúdes a la semana. Las ventas han disminuido, gracias a que hay gente responsable que ha tomado sus medidas y autoaislamiento, y porque ha bajado la curva, según los epidemiólogos independientes", señaló.

Según el Gobierno de Nicaragua, la pandemia ha contagiado a 2.519 personas y ha dejado 83 muertos desde que se reportó el primer caso, el 18 de marzo pasado.

Por su parte, el independiente Observatorio Ciudadano Covid-19, una red de médicos y voluntarios de toda Nicaragua, hasta el 24 de junio pasado contó 6.775 contagios y 1.878 fallecimientos, de los cuales 1.749 son sospechosos por coronavirus y 129 por neumonía.

El Ejecutivo que encabeza Daniel Ortega ha sido criticado desde diversos sectores por promover eventos masivos y aglomeraciones a contracorriente de las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y por no establecer restricciones ni haber suspendido las clases.

Sin embargo, desde el martes por primera vez en la historia la educación formal estatal fue emitida a través de la televisión, en las llamadas "teleclases", para compensar las ausencias de los estudiantes en las escuelas.

En una situación inédita, diferentes maestras aparecieron en las pantallas de los canales oficiales 6 y 15 para dar lecciones de ciencias naturales, literatura y matemáticas, para los niveles de educación inicial y primaria.

Las clases por televisión, que permanecerán activas durante tres semanas, no significaron sin embargo el cierre de las escuelas, que mantienen sus puertas abiertas para los estudiantes, a pesar de que las asociaciones médicas nicaragüenses han recomendado clausurarlas temporalmente.

Valorar noticia

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios